domingo, 1 de mayo de 2011

DNP el adelgazante milagroso y letal

El DNP (2, 4-dinitrofenol) fue descuebierto durante la Primera Guerra Mundial, al observr que los trabajadores franceses de la munición expuestos a dinitrofenol en la síntesis de dinamita (TNT, trinitrotolueno). Perdían peso muy rápidamente. Durante la década de 1930 los médicos los prescribieron como fármaco de adelgazamiento, sin embargo se observó que los efectos secundarios eran bastante graves (cataras, pérdida de visión, daños en los riñones en el hígado y hasta la muerte)

Un caso real


Un hombre lleva a su novia de 25 años al hospital tras tomarse 2 "comprimidos para adelgazar" los síntomas son fiebre cefalea, tensión alta y presión arterial por las nubes.


La paciente falleció 15 minutos después y la reanimación cardiopulmonar no fue efectiva. El rigor mortis empezó 10 minutos después y su temperatura corporal ascendió hasta unos 46ºC. Se comprobó que la mujer cuidaba mucho su cuerpo y le había comprado a un amigo comprimidos para adelgazar porque quría estar estupenda para realizar una función. Entre sus pertenencias personales se encontró un bote con cápsulas de 2,4-dinitrofenol.

¿Por qué el DNP tiene este efecto?


Para saber que efecto tiene este compuesto hay que saber un poquito de como nuestro cuerpo obtiene la energía.
Las mitocondrias tienen una membrana interna y otra externa. En la interna tenemos unos complejos (en concreto 4) que toman unos compuestos reducidos (NADH y FADH2) los oxidan, toman sus electrones y se lo pasan de uno complejo a otro como si fueran una pelota, del complejo I y II al II y de ahí al IV. Los complejos I, III y IV, al recibir los electrones impulsan protones de la matriz celular al exterior, esto supone que la concentración de H+ en el espacio intermembrana sea mayor en el interior, de manera que dicha membrana se polariza, existe una diferencia de concentraciones y potencial electroquímico. Y como todo potencial por algún lado se disipar: aquí entra en escena el Complejo V, una ATPsintasa que es la encargada de meter los protones a favor de gradiente en la matriz mitocondrial y con la energía del flujo unir un ADP y un P pata formar un ATP, que es la moneda energética de todo ser vivo conocido hasta el momento.
Se dice que el sistema de fosforilación oxidativa de ATP y la cadena de transporte electrónico se encuentran acopladas.

Pues bien, el DNP es un "desacoplante" La cadena transportadora de electrones sigue funcionando, es decir, tanto glucosa como grasas se siguen metabolizando para obtener ATP, pero.... nunca se llega a conseguir ATP.
Desacoplamiento por DNP
La molécula de DNP es muy lipofílica, un ácido débil y por tanto polar. Como ácido que es, en el espacio intermembrana se encontrará protonado, y como lipofílico que es, podrá atravesar la membrana interna mitocontrial sin problema. Cuando está dentro, dado que la carga de la matriz es "más negativa" se desprotona. Es decir, que ha pasado un protón del espacio intermembrana a la matriz sin producir ATP.

Aumenta radicalmente el consumo de oxígeno y los combustibles metabólicos, y casi toda la energía metabólica en vez de "guardarse" en el enlace de alta energía del ATP se disipa en forma de calor.
Como consecuencia las células se mueren, ya sea por el exceso de temperatura o la falta de ATP.

En EEUU se prohibió su utilización tras una investigación del Congreso, y el caso antes mencionado procede en las actas.

Desgraciadamente ha reaparecido la venta ilegal de este producto adelgazante... funcionar funciona, pero yo os recomiendo que os echéis dos carreras antes de empezar a tomar este veneno.

Fuente:
Bioquímica médica, John W. Baynes, Marek H. Dominiczak
Lenhinger, Principios de Bioquímica, David L. Nelson, Michal M. Cox





2 comentarios: